Unmei no kaze [El viento del destino] Episodio 11 – El Secreto Oscuro de los Azuma.

運命の風
Unmei no kaze
[El viento del destino]

Episodio 11 – El Secreto Oscuro de los Azuma.


[El viento del destino]

♫♫♫

Mis lágrimas tiemblan del dolor, que alguna vez sentí,
la luz se convirtió en oscuridad.
Aquel cielo azul desapareció...
Por el sueño del mañana que se desvaneció.

Solo nuestras sonrisas desaparecerán ese recuerdo.
La noche aparece con la luna iluminando la oscuridad.
El ruido de las cigarras es una llamada de poesía nocturna,
que nos invita a permanecer en este iluminado cielo.

El viento del destino cambia mi camino.
La sangre que alguna vez vi derramado
hace que mi corazón lo sienta.
En este apretado rencor que siente mi alma.

Aunque trate de cambiar mi destino.
Aunque trate de evitar aquella maldición.
Se bien que el destino me tiene algo preparado...

♪♪♪


*************************************************

Poco a poco empecé a levantar los parpados, una luz brillosa entraba por aquella ventana. La imagen de una espada forjada con el viento. La bestia plateada de mirada rojiza, un profundo mareo hizo que me levantara de repente y sin más el vómito que emergía de mi estómago y la horrible sensación del ácido estomacal quemando mi garganta. Cuando pude reponerme escuche que alguien tocaba la puerta y en seguida Miu entraba a mi habitación.
   — Señor Azuma. — Miu miro el desastre que había causado en mi habitación y en seguida se alarmo. — Azuma-sama se encuentra bien.
   — ¿Dónde está mi hermana? — mi interrogante era así como aquella sensación después de haber vomitado.
   — ¿Azuma-sama? — Miu quedo un poco pensativa en la mitad de mi habitación sin poder decir algo más.
   — ¿Dónde está Misaki, Miu? — subí un poco más el tono al no tener una respuesta de parte de Miu.
   — Discúlpeme, Azuma-sama. La señorita Misaki está en la sala tomado él té. — decía Miu.
   — ¿El té? — rápido salí de la habitación dejando atrás a Miu.
Caminando por el pasillo, llegue a donde estaba Misaki. Ella estaba en el sillón tranquila tomando té acompañado con un pequeño plato de algún postre, ella rápido me vio entrar y se levantó inmediatamente. Al verla note que su cabello era castaño como lo tenía antes. Rápido se me vino la imagen de Misaki con una mirada distinta y el color de su cabello teñido en blanco.
   — Misaki ¿Qué ocurrió ayer? Necesito que me expliques que sucedió ayer en la noche. — ella tan solo escuchaba mientras miraba a un lado.
   — Este… Oniisan… — ella se quedó ahí sin más que decir. Totalmente inerte como si fuera una niña siendo regañada por su padre.
   — ¿Misaki? — mi lógica no resolvía lo ocurrido ayer. Más bien no existía palabras o algo que fuera coherente.
   — Oniisan. Nunca me imaginé que esto sucedería en tu estadía, pensé que… — misaki poseía la verdad, una verdad profundamente oculta el cual intentaba salir a la luz.
   — ¡Misaki! Quiero que me digas que paso ayer en la noche. El color de tu cabello era diferente.
   — Oniisan… — Misaki se oponía a decirme la verdad. En ese momento entro Miu con la misma actitud evasiva de Misaki.
   — Que es lo que está pasando en esta casa. — todo no tenía nada de sentido para mí. La impotencia de no saber nada consumía mi paciencia.
   — Oniisan nuestra familia… más bien la familia de los Azuma han sido cazadores de demonios llamados yokai. De generación a generación nuestra familia se ha dedicado a cazar a estas criaturas.
   — ¿Yokai? ¿cazadores? — esas palabras las había escuchado de Hayashi Sakura. Incluso esa bestia en ciertos momentos menciono algo así. — esto… es una locura.
   — Oniisan aquella bestia que te ataco es un yokai tipo hombre lobo y hasta donde sabia era uno de los más fuertes de su especie. Ellos están aquí para eliminar a nuestra familia.
   — Estas diciendo que ellos mataron a nuestra madre. — con aquellas palabras quede totalmente estupefacto.
   — No estoy segura Oniisan. Solo sé que antes de morir papá me había encomendado con Konoe Hisao a pesar de que el abuelo estaba en desacuerdo. La familia Konoe es, como sabrás un aliado de nosotros y desde varias generaciones han trabajado con los cazadores de yokai Azuma y de la misma mano con una organización clandestina el cual se concentra en el distrito de Osaka llamada los desterrados de Fukushima.
   — ¿Fukushima? ¿desterrados? — esas palabras, más bien el nombre ya lo había escuchado de parte de Hayashi.
   — Oniisan, nuestra familia incluso nuestro padre y el abuelo eran cazadores. Y cada vez que nace un varón él debe de poseer el sello llamado llave mágica el cual está en nuestro brazo derecho. La sangre Azuma que ha pasado de generación en generación hace que ese sello despierte y como muestra es el cambio físico de nuestro cuerpo.
   — ¿El cambio físico? —  todo parecía una locura, sacado de un anime o manga.
   — Como el cambio del color de cabello de la señorita Misaki. — decía Miu.
   — Incluso el abuelo y nuestro padre poseía ciertas cualidades. Nuestra familia siempre ha sido representada por el viento. Ese es nuestro signo y el cual abre la llave mágica. Cada vez que surge la llave mágica despierta un poder sobrenatural. Pero en mi caso no tengo ninguno y eso se debe a que no debería haber sido la líder de esta familia por eso…
    — Por eso papá quería que me quedara. Aquellas lecciones religiosas eran un… ¿especie de entrenamiento? — por fin había comprendido las enseñanzas de mi viejo.
   — Así es Oniisan era para que pudieras despertar esas cualidades. Los cuales los varones de nuestra familia pueden despertarla. Pero como fuiste al extranjero nuestro padre no tuvo de otra que usarme para seguir con la tradición. Pero como no poseía esas cualidades me encomendó con el señor Hisao y el me enseño como despertar momentáneamente aquellos poderes sobrehumanos. — concluía Misaki.
   — ¿Eso significa que…? Mami también posee algo parecido. — tenia curiosidad si mi mejor amiga de la infancia poseía esas mismas cualidades que Misaki.
   — No tengo idea. — decía Misaki.
   — Y a que fueron el día de ayer a la casa de Hisao Konoe. — de pronto una sensación a muerte apareció. Tanto Miu como Misaki habían notado igual que yo una amenaza que se acercaba rápidamente. Era diferente a la de aquella bestia plateada.

Algo más iba a ocurrir en aquella mañana. ¿acaso era un presagio de que algo iba a ocurrir?                             
         

*************************************************

[Amanecer]

♫♫♫

Quiero que la noche no termine y que siempre sea así.
Verte bailar en la espectral luz de la oscuridad.
Con aquel vestido blanco que combina con la de la luna
y poder besarte en el jardín debajo de aquel árbol.

Cuando llegue los primeros rayos del sol nos desvaneceremos
bajo el alba de cada amanecer, estaremos juntos.
Y cuando la noche llegue te podré abrazar una vez más.
Resurgiremos en cada anochecer hasta que amanezca

¡Para después volver a desaparecer cuando llegue el amanecer!

♪♪♪

***
La espada forjada con el viento hace aparición. Un nuevo enemigo se presenta ante mí. No te pierdas el próximo capítulo de Unmei no Kaze el viento del destino (La espada del Viento)  

Unmei no Kaze [El viento del destino] todos los martes a jueves por Meta Crónica.

No hay comentarios.

Publicar un comentario