50 Delirios (O De Los Microcuentos)

En la actualidad, el uso de las redes sociales, lo apresurado de las actividades cotidianas y la falta de tiempo que creemos tener (o no tener) nos hace plantearnos que lo bueno, mejor, si es pequeño. Una buena comida corta y rápida, una copa pequeña y de un trago, una película de 90 minutos, una serie de sencillos en música y olvidarnos del disco completo. Así es como los últimos años han hecho que tengamos una preferencia por lo corto.
La literatura también se ha visto afectada (¿?) y la aparición de los microcuentos comenzó a tener notoriedad en el mundo. Gracias (¿?) a Twitter y a su limitada presencia de carácteres, los mensajes tuvieron que ser concisos y directos, esto hizo que los microcuentos se hicieran más populares. No sólo porque varios usuarios empezaron a usarlo de esa manera, sino por la innumerable cantidad de consursos de microcuentos en esa red social. Un lugar idóneo para ello.
Pero los microcuentos no sólo son pequeñas historias que se escriben con palabras limitadas, también deben (de verdad, deben) de ser interesantes, provocativas y claras. Debido a que son menos de 500 palabras (de los microcuentos más largos) la historia debe ir directo al grano y no irse por las ramas. La brevedad de ellos permite que, el inicio, nudo y desenlace sea casi perfecto. Que con esas pocas palabras se diga mucho mas que su extensión.
V
¿Vive ahora o vive mañana?
Y el dilema le llevó toda la vida resolverlo.
p. 11



Alba Rivera Flechoso es una escritora española que, aunque estudió Derecho en Valladolid, también es ávida lectora y una muy buena escritora que ha publicado varios textos en su página oficial y ha logrado llegar a la final del VIII Certámen Jeromín. Ha publicado ya un libro llamado «El Humanista» en la plataforma Amazon.

Ésta vez nos presenta un libro de microcuentos que nos enseñan la fragilidad del ser humano, la sensibilidad, la soledad, la confusión o el desasosiego mental. 50 microcuentos unidos en un sólo hilo argumental que trata de evidenciar a un ser humano complejo. 50 Delirios (O De Los Microcuentos) es el nombre de su último trabajo publicado el año pasado con la Editorial Titanium.
XII
Te miraré a los ojos así, fijamente, una y otra vez más, porque así es la mejor forma de comunicarse. Las palabras a menudo son complicadas e inexactas para expresar las emociones humanas. Sí, mis labios pueden pronunciartantos te quiero como te odio,según se me antoje, pero prefiero utilizarlos para sonreír y besar... 
p. 19
Es difícil lograr escribir un microcuento que explique, que comunique o que nos haga aflorar sensaciones, todo ello debido a su corto tamaño. Al ser pequeño, el significado debe ser aún más grande. Que la duración del impacto sea mayor. En 50 Delirios cada uno es bello, nos hace adentrarnos en él, pero la idea queda sólo en las palabras, sólo muy pocos trascienden el espacio temporal y se nos quedan grabados en la memoria. No se espanten, no son sólo 50, son un poco más.

Lo especial que tiene el libro es la sencillez de los cuentos. Cada uno tiene una sensación romántica que, mientras lees uno por uno cada microcuento, te embarga el corazón de sentimientos alegres, bellos y cálidos. Como mencionamos, la idea principal termina apagándose justo cuando avanzas al siguiente. La llama que se había encendido al leer el primero, se apaga al continuar.

Un acierto es la muy buena estructura que toma el libro. Son como escenas de una película romántica escritas con una mejor prosa que avanzan tocando temas cliché, es cierto, pero que no tienen problema es mostrarse como tal. Su calidad hace que no se sientan pesadas al ver una y otra vez la misma soledad, la misma indecisión de los personajes (o propia), los deseos que terminan por quedarse en eso, en sueños.

En varios microcuentos, su extensión es muy corta y parece inacabado, me quedo con la sensación de haber sido estafado, como si aún tuviera energías para levantarse, pero que no llegó a hacerlo. En otras, se siente más grade de lo debido, con frases que no hacen más que sentirse como relleno. Es cierto que las imagenes que provocan aquellas metáforas son buenas, pero al leerlas en algo que tenía buen resultado, quedan sobrando.
Algunas repeticiones como la escena del cigarro encendido, la soledad en un cuarto, la lluvia, la decisión de hacer frente a la vida aunque las cosas parezcan adversas a la vida,  la obsesión a la mirada, son pequeños detalles que mantienen a la obra en un impasse sin avanzar.

Su extensión lo hace un libro digerible, que se puede leer en una sentada. Su dificultad literaria lo hace aún más sencillo. En un par de horas se termina y pocos microcuentos se quedarán en nuestro inconciente.

Como pequeñas correcciones están algunas palabras y el ordenamiento de los números que funcionan como títulos (a menos que sea un juego que no he entendido).
Si gustan conocer más acerca de la autora y los trabajos que va publicando, no duden en visitar sus redes sociales y el sitio donde pueden conseguir su libro:

DATOS
Título Original: 50 Delirios (O De Los Microcuentos)
Autor: Alba Rivera Flechoso
Año: Junio, 2017
ISBN: 978-84-946948-7-5
Páginas: 76
Editorial: Titanium

Calificación: 7/10

No hay comentarios.

Publicar un comentario